"Por que Sí Dices"

Con sigilo, descorrí el pestillo y … ha entrado luz …

Inesperado obsequio de calculable valor medible a base de la grandeza de una magia que emana cuando un bondadoso corazón te viene a buscar  para acogerte susurrando su eterna permanencia.

Extraño juego del destino éste que sitúa en un mismo punto y momento desconocidas almas a sabiendas, (quiero creer), del éxito en la confluencia.

Con principio y sin fin, la ternura se ha ido asentando
calmando malgastados sentimientos, pasajeros de un pasado mutilado.
 



De la mano del resplandor de una infinita comprensión, a ciegas quedan dudas y temores enquistados.

Cargo manos llenas de generosidad que con sumo cuidado ha sido depositada en ellas sin aguardar canje.

Navego en un océano de palabras que besan mi cuerpo e inundan mi mente. Dulces caricias que brotan de una poderosa mirada que me lleva a crecer en mí, floreciendo parcelas saqueadas.


Me reconstruyo.
Aprendo.
Me encuentro.
Entiendo.
Me dejo ir al encuentro.

Doy Gracias. Te las entrego a ti que has llegado a mí. Que te quedas sosteniendo mi mano. Que me demuestras con valentía. Que habitas en mí encuentres lo que encuentres. A ti que no flaqueas cuando yo lo hago.  A ti por tu bondad y amor.

No digo nada, no dices nada y lo decimos todo.
Y sé que aunque despierte, no te habrás desvanecido.

Silvia AG



No hay comentarios:

Publicar un comentario

"HABLA PARA QUE YO TE CONOZCA". Deja tu huella...