"Cursillo acelerado de hechicería"

Cometo el "error" de tratar por todos los medios a mi alcance, el comprender conductas ajenas que me importan. Sin embargo suele ocurrir que acabo "interpretando" señales y demás métodos de comunicación, pues no resulta siempre fácil que las personas expresen aquello que quieren que sepas.

Muchas se limitan a permanecer en un estado de "ya pasará", sin tomar parte activa en la evolución de los acontecimientos y casi me atrevo a decir,
confiando en que los demás nos aburramos y demos el tema por zanjado unilateralemente en la mayoría de los casos, ya que ni siquiera al borde del despeñadero reúnen valentía para "excarcelarte". 

No entiendo por qué cuesta tanto. El lenguaje existe para ser utilizado, para mostrarte facilitando tu propia comprensión y la de los que te escuchan. 

Provisto además de ricos vocablos que ayudan a exponer de mil formas diferentes, es una herramienta útil, por no decir primordial, de entendimiento.

Aquellos que obvian su uso, normalmente provocan
desconcierto en los demás. La intuición no siempre acierta y discernir entre "lo que es" y "lo que crees recibir", acerca pocas realidades. Acabas poniendo "en cuarentena" tu capacidad de captación al tiempo que otorgas libertad a las dudas para que finalmente se asienten frente a tí, dándote pocas opciones que además son más bien desechables.

La mejor forma para que te pueda comprender es hacerte entender, pues a día de hoy, carezco de poderes
sobrenaturales. Sin embargo no descarto el apuntarme a un "cursillo acelerado de hechicería" a ver si a base de brebajes mágicos, consigo alumbrar el camino que me lleve a tí.

Silvia AG

2 comentarios:

  1. La mejor forma de comprender es hablar en un tono sencillo para el que quiere entender, sino, creo, que ni los hechizos darían resultado.
    Un abrazo y ¡¡¡Gracias!!! Por tu comentario en mi Poesía.

    ResponderEliminar

"HABLA PARA QUE YO TE CONOZCA". Deja tu huella...